miércoles, octubre 18, 2017

[Aperitivo] Mini gofres salados de boniato, con sardina ahumada, mascarpone y huevas tobiko.

Un aperitivo otoñal, cuya base es un pequeño gofre salado de boniato.  Sobre éste he colocado una quenelle de queso mascarpone, que le aporta untuosidad  al potente sabor de la sardina ahumada combinada con unas huevas tobiko. Podemos sustituir las sardinas ahumadas por unas sardinas curadas en sal, y en lugar de huevas tobiko podríamos utilizar huevas de salmón. Las posibilidades que admite este aperitivo son diversas.

Ingredientes

  • 150 gr. de harina
  • 1 huevo
  • 250 ml de leche
  • 45 gr de mantequilla
  • 1 boniato
  • 1 cucharadita de levadura Royal
  • ½ cucharadita de sal
  • una pizca de pimienta
  • lomos de sardina ahumada
  • 100 g de mascarpone
  • flores comestibles
  • huevas tobiko (de pez volador)

Elaboración

Asamos un boniato al horno envuelto en papel de plata, durante 40 minutos a 180º (dependerá del tamaño del boniato), hasta que esté blando. Dejamos templar, extraemos la carne del boniato y reservamos.
Disponemos un cazo al fuego con la leche y la mantequilla, en cuanto la mantequilla se ha fundido retiramos el cazo del fuego, dejamos templar  y reservamos.
En un bol introducimos la harina, la levadura, la sal, pimienta  y el huevo, mezclamos bien. Añadimos la leche con la mantequilla. Batimos bien  hasta obtener una masa  lisa y homogénea. Finalmente  añadimos la el boniato. Con ayuda de minipimer trituramos bien. Hemos de obtener una masa no demasiado ligera.

Ponemos a calentar la gofrera, en mi caso he utilizado una que va directamente al fuego. Pintamos con mantequilla y echamos una cucharada de la masa de gofre en el centro (si queremos hacer mini gofres, tan solo deberemos colocar una pequeña dosis de  la masa en el centro, dejando el resto vacío). y Cerramos la gofrera, dejamos al fuego 2-3 minutos por lado, a fuego medio-alto, hasta que esté ligeramente dorado.
Retiramos el gofre y dejamos templar sobre una rejilla. Procedemos del mismo modo elaborar todos los mini gofres.

Cortamos los lomos de sardina ahumada. Reservamos.
Montamos el plato, para ello disponemos en la base del plato un mini gofre de boniato salado, sobre éste formamos una quenelle con queso mascarpone, depositamos un lomo de sardina ahumada, y una cucharadita de huevas tobiko. Decoramos con el pétalo de una flor comestible.


3 comentarios:

  1. Me parece una receta de lo mas original y perfectamente presentada. Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Como me gustan tus recetas Eva!!! Este gofre es verdaderamente una delicia!

    ResponderEliminar